COLAPSA2

Ayer Ikea fue noticia y no porque se hubieran encontrado trazas de ningún animal en sus perritos calientes o más caca en sus pasteles, sino porque…

catch ikea

Así es. Había tantos candidatos intentando aspirar a uno de los 400 puestos de trabajo que ofrecerá el nuevo Ikea de Alfafar, en Valencia, que a su página web le pasó lo mismo que a Sonia Monroy cuando le preguntan la tabla del 1: se bloqueó.

Estaba previsto que el proceso de selección fuese muy sencillo: los de recursos humanos darían a los candidatos unos folios DIN A4 y una llave Allën para que se montaran ellos mismos el formulario de solicitud. ¿Qué tiene de raro? ¡Si en Ikea todo se monta! Las estanterías, los sofases, las mesas, las sillas, los pollos entre las parejas que van a comprar…

La verdad es que es una pena porque los valencianos dan el perfil para trabajar en Ikea totalmente, porque ellos de hacerse los suecos saben un montón, que lo hacen todos los días que la Policia les pilla hachís en la guantera, o sea, todos los días. También es verdad que están muy acostumbrados a prenderles fuego a todas las estructuras de cartón o madera que montan y eso a los de Ikea les ha acojonado un poco.

Esperemos que el sistema informático de Ikea se arregle pronto porque así al menos dejaremos de escuchar a los valencianos preguntarse “¿IKEAsemos?” a todas horas. Vengaaaa…

Anuncios